Header Ads

Retiran anteproyecto de Ley General de Educación del Congreso Nacional (CN) - Honduras

TEGUCIGALPA.- Mientras un grupo de estudiantes protestaban de manera violenta en los alrededores de Casa de Gobierno, en el interior se instalaba la mesa de concertación denominada “Por la educación que todos queremos”.

El proceso fue dirigido por la designada presidencial, María Antonieta Guillén de Bográn; el presidente del Congreso Nacional (CN), Juan Orlando Hernández, y la vicepresidenta de ese Poder, Lena Gutiérrez.

El diálogo se inició con una conferencia de prensa, donde el jefe de la Comisión de Educación del Congreso Nacional, Luis Berríos, anunció que a partir de hoy se retira el anteproyecto de la Ley General de Educación.

“Se ha dicho que algunos sectores no van a participar en el diálogo, porque hay un anteproyecto de ley en el Congreso Nacional y para que nadie tenga argumentos y no contribuir en elaborar una Ley General de Educación, hoy confirmo que, si ese anteproyecto es justificación, lo retiraré a primera hora”, dijo Berríos.

ORGANIZACIONES

Posteriormente, la concertación comenzó en el Salón Morazán, donde se agruparon representantes de 80 organizaciones vinculados con la educación, entre estudiantes, dirigentes magisteriales, organismos no gubernamentales, universidades públicas y privadas y partidos políticos.

Integraron la mesa principal el presidente del CN, Juan Orlando Hernández, Lena Gutiérrez, la designada María Antonieta Guillén, el ministro de Educación, Alejandro Ventura, entre otros funcionarios y diputados.

El Presidente Porfirio Lobo no estuvo en la inauguración pero llegó minutos después para dar la bienvenida e iniciar el proceso.

La mesa fue instalada para pasar lista puesto que será en la próxima reunión del lunes 22 de agosto cuando comenzarán con la formulación de la ley en el Congreso Nacional.

“¿Por qué no tener los niveles de educación que tiene Costa Rica y otros países de la región?, ¿qué estamos haciendo para cambiar los indicadores de pobreza?”, expresó la designada en el discurso de inauguración.

PARTICIPACIÓN

En un minuto, cada uno de los representantes resumió qué quiere que se incluyera en la Ley General de Educación. Muchos de ellos se limitaron a agradecer la invitación, otros a exigir que se respeten los derechos de los estudiantes.

Los primeros en participar fueron los dirigentes magisteriales, quienes consideraron que no puede haber un diálogo si se reprime a los estudiantes, puesto que al mismo tiempo alumnos de los colegios se enfrentaban con palos y piedras contra la Policía.

El dirigente magisterial Edwin Oliva expresó que quizás lo que el gobierno pretende en el diálogo es “que vamos a validar lo que ya se tiene”.

El titular del Consejo Nacional Anticorrupción (CNA), Oswaldo Canales, consideró que quiénes se oponen a los cambios “están pensando en intereses personales y no debe ser así, sino en la educación”.

ALUMNOS

Los estudiantes de secundaria demandaron que se descarte la idea de privatizar la educación, no abolir las diferentes jornadas de estudio y que no haya restricción en los ingresos a los centros estudiantiles.

Asimismo, solicitaron que el gobierno dote a los alumnos de uniformes, libros, gabachas y transporte, así como eliminar cobros de colegios públicos, laboratorios y bibliotecas.

OTROS SECTORES

Entre tanto, la rectora de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), Julieta Castellanos, pidió respetar la autonomía y la exclusividad del Estado para organizar y dirigir la educación superior.

La representante del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Cristina Pereira, solicitó aprovechar mejor los recursos en el sector educativo, descentralizar la educación, transformar el sistema de formación profesional y rediseñar la educación superior.

Mientras que los miembros de los grupos afrohondureños, indígenas y miembros de distintas etnias pidieron que se evalúe el sistema educativo en las diferentes fases e incluir la interculturalidad.

Por su parte, la iglesia Católica, a través de su representante, el sacerdote Tony Salinas, dijo que se deben reivindicar los convenios internacionales sobre la niñez, que se permitan garantes para que la educación no sea siempre de hablar lo mismo.

Los representantes de los padres de familia, pidieron que se establezca un tiempo para la formulación de la ley, porque la educación de los niños y jóvenes no puede seguir atrasándose.

El cierre de las participaciones del sector educativo, se hizo con las palabras del ministro de Educación, Alejandro Ventura, quien dijo que se trata de construir una ley que responda a los intereses de la educación nacional. (latribuna.hn)
Con tecnología de Blogger.